PSICOLOGÍA DEL DEPORTE

 

 Por  Jaime Ernesto Vargas Mendoza

 

 

            La Psicología occidental prácticamente fue un invento de los Griegos, quienes consideraron interesante y útil el estudio del Alma (que es el significado etimológico de la palabra), es decir, quisieron conocer el Anima. Lo que anima y origina el movimiento de los organismos o seres vivos. Aristóteles quizá haya sido el "Abuelo de la Psicología" y fue el quien realizo los primeros estudios naturalistas. Sin embargo, pronto vino la Era Cristiana y las preocupaciones naturalistas de estudio del alma se tornaron en empresas religiosas para salvar el alma. Esta preocupación metafísica o espiritual distrajo el avance de la ciencia en este campo y contamino conceptualmente dicho estudio llenándolo de contradicciones y dicotomías. No obstante, la psicología científica resurge con Descartes y a partir de el y de la tecnología incipiente de su época, los planteamientos teóricos, las investigaciones empíricas y los productos tecnológicos de la psicología mejoran rápida y notablemente. En Rusia, con las investigaciones reflexológicas de Pavlov y en los Estados Unidos con los trabajos pioneros de Thorndike, Watson, etcétera, se da la posibilidad actual de considerar a la psicología como una ciencia natural cuyo objetivo de estudio es el comportamiento orgánico y cuyo método esta en la búsqueda de relaciones funcionales entre conducta y ambiente, para finalmente expresar este orden mediante enunciados generales, también llamados Leyes Empíricas.

CARACTERIZACIÓN PSICOLÓGICA DE LA ACTIVIDAD DEPORTIVA.

            La Psicología como una ciencia unitaria genera tecnología  suceptible de ser aplicada en diversos escenarios de la actividad humana. No es que haya varias psicologías, sino que la psicología se aplica en diversas situaciones.

Así, la psicología del deporte tiene como objeto de estudio la conducta o actividad deportiva. Esto con el propósito de elaborar métodos efectivos de entrenamiento deportivo mediante el estudio de las peculiaridades y leyes de la actividad deportiva y además, de la personalidad del deportista como sujeto de esa actividad. Conjuntamente con la fisiología, la psicología esta llamada a analizar los aspectos mas importantes de la actividad deportiva para ayudar a la solución racional de muchos problemas prácticos relacionados con ella.

            Para ejemplificar el campo de estudio y trabajo de la psicología del deporte podemos referirnos a la actividad que se desarrolla en esta área en la que actualmente es considerada la máxima potencia deportiva, Rusia.

 Estas actividades se iniciaron en los primeros anos del poder soviético gracias a la fundación de centros de enseñanza superior especializados para la preparación de cuadros de la cultura física y el deporte, que tuvieron por finalidad el análisis del proceso de ejercitación y el descubrimiento de las peculiaridades características de la formación de los hábitos y también el estudio de las peculiaridades estructurales del proceso de reacción por efecto del trabajo muscular (Rudik,1925), la influencia de la cultura física en el desarrollo del proceso de la percepción, la memoria, la atención y la cognición, así como su influencia en la formación del carácter del hombre (Nechaev,1926), la investigación de la influencia de las lecciones de cultura física en el desarrollo de los procesos intelectuales en los escolares (Chuchmariov,1928), etcétera.

            Unos pocos anos mas adelante, se efectuaron investigaciones psicológicas para estudiar la influencia de los ejercicios físicos en el desarrollo de la sensibilidad vestibular en los deportistas y también con motivo del aprendizaje del pilotaje de aviones y del paracaidismo (Streltsov, Gagaeva y Chernikova,1938).

            Citaremos mas investigaciones rusas en la psicología del deporte. Tenemos por ejemplo, el estudio de las peculiaridades emocionales y volitivas en las carreras de diferentes distancias, las sensaciones cinestésicas en los esgrimistas, las particularidades de la percepción del tiempo en los corredores, la importancia de las percepciones visuales y motoras al realizar ejercicios gimnásticos, el desarrollo de las percepciones músculo-motoras en el proceso de aprendizaje de los ejercicios de acrobacia, las singularidades del razonamiento táctico en el deporte, las variaciones en el tiempo de reacción por efecto del calentamiento, el recuerdo de los movimientos al realizar ejercicios físicos de gimnasia, los fenómenos de la post-acción en los analizadores visuales al efectuar ejercicios físicos, las peculiaridades de los procesos emocionales durante la "fiebre del arranque", la caracterización psicológica de los estados de prearranque, las singularidades de la preparación psicológica para las competencias, la influencia de estas en los resultados de la actividad deportiva, etcétera, etcétera ...

 


LA MOTIVACIÓN EN EL JUGADOR.

 

            Para la caracterización psicológica de la actividad deportiva tiene gran importancia su orientación ideológica, que se manifiesta en los motivos que incitan al hombre a practicar deporte.

            El deporte tiene mucho de común con el juego, ya que los motivos de la actividad deportiva estriban precisamente en el juego. También para los atletas la practica deportiva tiene gran importancia social como uno de los medios principales del desarrollo integral, de la preparación para el trabajo cotidiano y la defensa de la Patria.

            Vale decir también que el concepto de "motivación" es bastante controvertido en psicología y que hay diferentes enfoques teóricos para el estudio de la motivación. Simplificando un poco y en obvio de tiempo, podemos decir que hay dos factores motivacionales. Las necesidades, que son factores anteriores a la acción y que se encuentran dentro del cuerpo y los incentivos, que son factores motivacionales que ocurren después de la acción y que provienen del medio ambiente. Los incentivos generalmente se dividen, a su vez, en dos: los premios y los castigos.

            Así planteado, queda claro que para motivar hacia el deporte es necesario hacer un estudio de la personalidad del individuo e incentivarlo mediante premios y castigos ideosincráticos, bajo programas de reforzamiento que ya ha estudiado la psicología experimental básica de los procesos de aprendizaje, cognición y memoria.

            Veamos de todos modos lo que afirman algunos especialistas sobre este tema concreto.
Motivos directos de la actividad deportiva.

a)         El sentimiento especial de satisfacción que experimenta el deportista por la manifestación de actividad muscular;

b)         El placer estético derivado de la belleza y ligereza de los movimientos propios;

c)         La aspiración a parecer audaz y decidido, al realizar  ejercicios difíciles y peligrosos;

d)         Los elementos de la competencia que constituyen un aspecto muy importante y obligatorio  del deporte; y ...

e)         El deseo de alcanzar resultados record, de exhibir maestría deportiva, de conseguir la    victoria por difícil que sea, etc ...

Motivos indirectos de la actividad deportiva.

a)         La aspiración a ser fuerte, vigoroso y sano gracias al deporte.

b)         El deseo de prepararse para la actividad practica por medio del deporte.

c)         El sentimiento derivado de la necesidad de tener que hacer alguna cosa, la necesidad de ocuparse en "algo".

            De acuerdo con algunas investigaciones especiales de los motivos, se ha establecido que estos varían de acuerdo a las fases de desarrollo del deportista y que hay 3 de estas fases: la inicial, la de especialización y elección del deporte en cuestión y la fase de la maestría deportiva.

            Todo esto esta muy bien, pues se han planteado motivos auténticos para practicar el deporte, es decir, el deporte es importante por si mismo. Conviene advertir al respecto, que las gentes que piensan que es importante el deporte por ser este un medio para conseguir "salud mental" en la población o porque así se alejara a la juventud del consumo de drogas o del
alcoholismo, adoptan una postura de un deporte enajenado. No saben nada de deporte, no saben nada de salud mental comunitaria.

            También debemos de observar que en lo que toca al deporte popular, la "masificación" del deporte no conduce a la maestría deportiva. Estamos pues en contra de la manipulación del deporte con fines retóricos, demagógicos o fascistas.

 

EL EQUIPO Y SUS PROBLEMAS AFECTIVOS.

 

            El equipo es un grupo humano y como tal es suceptible de análisis bajo la teoría general de grupos. Así, diremos que si bien cada jugador tiene un cierto nivel de motivación para el deporte, la suma de estos factores determina la "moral" del equipo.

            Es de la misma manera conveniente recordar que un "equipo" no es un grupo cualquiera de individuos, sino aquel que se caracteriza fundamentalmente por dos aspectos: una alta productividad y un bajo nivel de conflicto interpersonal. El espíritu de equipo y las capacidades técnicas individuales definen las condiciones de existencia de un equipo.

            El entrenador es el personaje clave del equipo. Su papel, especialmente delicado, se extiende al conjunto de los problemas que afectan a la formación moral y técnica de los miembros del equipo. Su acción reviste una importancia capital en los momentos críticos, cuando la suerte de la unión colectiva se encuentra comprometida. Podemos evidenciar 3 momentos cotidianos en la actividad de un entrenador:  1) en el entrenamiento físico, 2) reforzando las capacidades técnicas y  3) armonizando las relaciones afectivas del equipo.
           Podemos también comentar acerca de cuales son las características o rasgos psicológicos ideales de un buen entrenador, esto según una de las encuestas mas amplias y recientes aplicadas con este propósito. Pues bien,

 los jugadores opinan: 1) la amabilidad, 2) la simplicidad, 3) la lealtad, 4) el valor,

5) el dinamismo, 6) el conocimiento profundo de los jugadores, 7) la eficacia practica, 8) la competencia técnica y táctica  y  9) que sea competente para organizar.

            Los directivos en el deporte organizado, también juegan un papel psicológico respecto al individuo que practica. El atleta profesional, por ejemplo, no espera solo que respeten estrictamente los términos de su contrato, espera que sus directivos tengan "consideración con el", le den su amistad y en cierta forma, le brinden su protección.

            Cuando hay conflicto emocional vinculado a los directivos, este tiende a adoptar formas ya conocidas: el deportista tiene un sentimiento de ser explotado o sufre angustia de que este perdiendo su tiempo.

            El publico y la prensa son también otros dos factores relevantes en la vida emocional de un equipo y conforme se aumenta en competencia y capacidad, estos factores van ganando importancia y el jugador que no este preparado psicológicamente, a pesar de su capacidad técnica, puede neurotizarse, sufrir temblores, ganas de vomitar, etcétera ... Curiosamente, los amateurs y los deportistas escolares, prefieren jugar ante publico.

            Veamos pues ahora a que se refiere el entrenamiento psicológico de un atleta o deportista, a nivel individual o de equipo.

 


EL ENTRENAMIENTO PSICOLÓGICO.

 

            El principal uso del entrenamiento psicológico esta centrado alrededor de la tensión psicológica o ansiedad y en el control de la misma.

            La vida común, en estos días, es suficiente para generar tensión o stress que puede conducirnos a la neurosis. La practica de un deporte y su ejecución competitiva son comportamientos sujetos a una demanda ambiental que es fuente de tensión psicológica, misma que es como una fuerza, que sabiéndola manejar, puede ayudarnos u obstaculizarnos en el logro de una meta deportiva cualquiera.

            Los psicólogos dedicados al deporte han desarrollado métodos para determinar el nivel de tensión psicológica particular de cada deportista y aplican técnicas características de la psicoterapia y de la terapia conductual, ramas de la psicología clínica o medica, para controlar la ansiedad. Los métodos mas favorecidos en la actualidad para controlar la ansiedad son los que permiten al atleta el control del tono o tensión de su musculatura ya que se conoce la correlación intima entre tensión muscular y tensión nerviosa o psicológica.

Los recursos para el entrenamiento del deportista en el control de su musculatura van desde las estrategias autógenas semejantes al yoga, hasta la retroalimentación biológica parecida al entrenamiento de los pilotos o los astronautas. Hoy en día, así como hay muchas fuentes de tensión, se conocen formas de superar el stress que puedan ocasionar y sus propios efectos contra la salud del individuo.
      Para que un deportista sea capaz de controlar su nivel de tensión nerviosa, es muy importante que se sienta seguro. Observemos como en situaciones tensas los deportistas con frecuencia establecen hábitos o tics (supersticiosos), en un intento de sentirse psicológicamente mas seguros. Sin embargo, no es necesario recurrir a estas conductas inútiles, cuando mediante el control del tono muscular es posible reducir el nivel de ansiedad.  El atleta, entonces, evita comportamientos absurdos y gana en salud, imagen y bienestar. Cuando no es así y el deportista tiene reacciones negativas en situaciones altamente tensas, dichas reacciones pueden ocasionar el deterioro de la actuación. Las reacciones negativas mas frecuentes son: el miedo a ganar , que generalmente le ocurre a aquel que teme ser agresivo o expresarse totalmente y debe comprender que se trata de una agresión controlada y objetiva; el miedo a perder o fallar, que sucede cuando la tensión es incontrolable y se valoran mas los resultados que las acciones particulares del torneo o del encuentro  y  el miedo a la competencia, que experimenta el recién iniciado.

            Vamos a delinear ahora como seria un sencillo programa de entrenamiento psicológico de un deportista:  1) primero el deportista debe tener un buen calentamiento físico (20 min.),  2) se cambiara de ropa y tendrá una toalla personal para efectuar ejercicios de relajación muscular autógena (20 min.), a veces se puede ayudar con el masaje,  3) otros minutos (10 o 15)  de calentamiento suave especialmente para conseguir fuerza, potencia o resistencia, según la justa, y   4) otros 20 min.  mas de relajación muscular con visualizaciones hipnóticas relacionadas con la próxima competencia o torneo.
      El entrenador también puede ser beneficiado del propio entrenamiento psicológico y además puede recibir capacitación y adiestramiento sobre la conducción del grupo y el liderazgo. Un buen líder, por ejemplo,  debe ser bueno para planear las cosas, comunicar claramente sus mensajes, permitir a los otros ciertas responsabilidades, ser flexible, mantener un contacto personal y evaluar su papel objetivamente de vez en cuando.

            Con asesoría del psicólogo deportivo, el entrenador estará mejor preparado para dar sus mensajes al equipo en las situaciones precisas en que lo requiera como son:  la preparación para un clásico, la preparación para enfrentarse con el campeón de liga, la preparación para una derrota, para enfrentar a un oponente débil, para recuperarse de un "bache", de una derrota apretada, de una severa, etc ...

 

COMO MANEJAR DEPORTISTAS PROBLEMA.

 

            Hoy día, cuando el concepto de entrenamiento total  - técnico, físico y psíquico -  alcanza sus mas altas cuotas, se impone una profundización de los entrenadores en los aspectos de la psicología del deporte para cerrar una "brecha" por donde se están escapando muchas buenas oportunidades para culminar el pleno desarrollo de los deportistas y los equipos.

            Con una preparación adecuada, el entrenador podrá identificar, comprender y manejar adecuadamente las diversas modalidades de deportistas problemáticos, que yo creo que son la mayoría, si no, revisemos algunos casos:
1.- El deportista que se resiste a ser entrenado.  Usualmente esto sucede cuando antes el deportista ha tenido encuentros desagradables con figuras de autoridad, por ejemplo, con su padre. Hay que conversar con el, conocerle y establecer confianza.

2.- El deportista prepotente y presumido.  Es una persona que ha crecido en un mundo irreal. La ansiedad es su mayor problema. Como casi raya en lo psicótico, a veces se requiere un tratamiento psicoterapéutico especial.

3.- El deportista hiper-ansioso. Le pasa esto porque en su vida anterior las cosas no eran seguras, a veces buenas, otras malas. La ansiedad es su mayor problema y necesitan establecer hábitos por repetición de actividades y horarios.

4.- El deportista que tiene fobia al éxito.  Teme que otros se pongan celosos y lo castiguen si lo hacen bien.  Necesita manejar su conflicto interpersonal superando su actitud sumisa acertadamente.

5.- El deportista propenso a las lesiones.  Lo son porque generalmente adoptan posturas de héroes o por ser salvajes y diabólicos cuando juegan. Necesitan ser ignorados por sus malos actos.

6.- El deportista que finge enfermedad o que tiene lesiones psicosomáticas,  ha sido en su infancia sobreprotegido y requiere de psicoterapia para descubrir y tratar sus fuentes de ansiedad.

7.- El deportista retraído o suspicaz.  Actúa así pues probablemente alguien lo ofendió (aun sin querer).  El entrenador debe compartir la responsabilidad con el y dejárselo saber. Hay que demostrarle confianza.


EL PSICÓLOGO COMO PARTE DEL EQUIPO DEPORTIVO.

 

            Para concluir, no debemos descuidar después de todo lo que hemos dicho, que actualmente es indispensable contar con el apoyo de la psicología científica para la practica seria de un deporte y para superar la situación actual de nuestra cultura deportiva, por si misma y por sus efectos sobre la salud, el trabajo, etcétera.  Por ello y siendo consistente con los planteamientos hechos anteriormente, el equipo de psicólogos que integrarían el Departamento correspondiente en la estructura administrativa de la empresa, debería incluir : 

un psicólogo para efectuar los estudios psicométricos, efectuar los análisis estadísticos y responsabilizarse del archivo técnico confidencial; otro psicólogo para proporcionar el entrenamiento psicológico de los deportistas y del entrenador y finalmente otro psicólogo mas, para investigar las características particulares del tipo concreto de deporte elegido y conducir estudios exploratorios para desarrollar habilidades especiales, por ejemplo en el sistema senso - perceptual del atleta, para el desarrollo especial de la memoria, para el condensado voluntario de la mayor cantidad de sangre corporal en algún punto determinado, para tomar decisiones rápidas en base a información fragmentaria, etcétera ...  Estos tres aspectos, en su complementación reciproca, podrán darnos la seguridad de que estaremos incorporando lo mas adelantado a la fecha, en psicología del deporte.
 

 

                                   B I B L I O G R A F I A  :

 

Editorial.-  Como manejar deportistas problema.-

Revista Askesis  No.3, Febrero 1984  p.24

Firth, M.-  El entrenamiento psicológico.-

Revista Askesis No.4, Abril 1984  p.27

Ramírez, M.J.-  Entrenador de deportes.-

Ed. Impresos y tesis, Monterrey, N.L., 1982

Rioux, G.  y  Chappuis, R. - Elementos de psicopedagogía deportiva.-

Ed. Minon, 1972

Rudik, P.A. - Psicología de la educación física y el deporte.-

Ed. Stadium, 1982

 

En caso de citar este documento por favor utiliza la siguiente referencia:  

Vargas-Mendoza, J. E. (2006) Psicología del deporte. México: Asociación Oaxaqueña de Psicología A.C. En http://www.conductitlan.net/deporte.htm

 
 
 
Tus comentarios nos resultan útiles y estimulantes escribe a: 
comentarios @conductitlan.net
 
La asociación promueve la reproducción parcial o  total de este documento sin fines de lucro y citando las fuentes. Si deseas hacer  donativos  para las actividades que realizamos, que impartamos cursos o talleres en tu localidad, colaborar con esta página o ejecutar algún proyecto comunitario o de investigación de manera conjunta  comunícate con nosotros.
 
© 2007. Asociación Oaxaqueña de Psicología A.C.
Calzada Madero 1304, Centro, Oaxaca de Juárez, Oaxaca, México. C.P. 68000

Tel. (951)5142063, (951) 5495923, Fax. (951) 5147646

Para visualizar correctamente este sitio utilice Internet Explorer 

 

Última actualización 1 de enero  del 2008